En directo desde la ISS

Ultimas imágenes de Curiosity

Una de las ruedas sobre la superficie marciana, tomada por la cámara MAHLI. Sol 842
Observando el instrumental. MastCam Sol 840
Estratos rocosos de un más que posible antiguo lago marciano. Sol 842

lunes, noviembre 26, 2007

Cuidado con el polvo volador

Bajo un entorno sin atmosfera y con una gravedad mucho mas baja que en la Tierra el polvo levantado por los futuros vehiculos que aterrizen y despeguen de la Luna podria representar una seria amenaza.

Si uno camina por Cabo Cañaveral y se acerca a la plataforma desde donde aun despegan los Transbordadores espaciales terminara encontrandose con una valla metalica que impide seguir avanzando y un cartel donde se puede leer "Watch out for flying boulders", lo que se puede traducir como "Cuidado con las piedras voladoras". Esta advertencia, que puede parecer de lo mas extraño, adquiere sentido si decimos que se refiere al momento en que se produzce el lanzamiento de uno de los Shuttle.

Y es que la fuerza con la que los motores ( tanto los del propio Transbordador como los 2 laterales acoplados a el ) golpean la superficie en el momento que lo impulsan hacia su aventura espacial es tal que no es solo humo y polvo lo que sale proyectado sino tambien objetos de mayor tamaño...se han constatado piedras de hasta medio metro que salen han salido disparadas como proyectiles hasta distancias entre 500 y 1000 metros del punto de despegue y que en algunos casos han impactado contra la valla antes mencionada con tal potencia que practicamente la han deformado y casi atravesado. Voladoras y casi asesinas.

Esto ocurre en la Tierra, donde la atmosfera se encarga de disolver la nube de particulas generadas y la gravedad hace que los "viajeros" de mas tamaño no puedan ir excesivamente lejos antes de caer. Pero y en la Luna ?

En Noviembre de 1969 el Apolo 12 alunizo a tan solo 200 metros de la Surveyor 3, lo suficientemente cerca para que los astronautas la visitaran y se trajeran de vuelta algunas piezas de la ya inoperativa sonda. Los analisis posteriores mostraron que esta ultima habia sufrido una verdadera "lluvia" de microscopicos impactos por parte de particulas de polvo lunar levantadas durante el aterrizaje del Apolo...es mas, la velocidad con la que se "lanzaron" sobre ella se calcula entre 1 y 2 km por segundo, la misma con la que salieron proyectadas.

La explicacion es que las condiciones lunares distan de poder compararse con las terrestres, y sin una atmosfera que la frene y disperse una nube de polvo levantada por un vehiculo espacial se mueve compacta y sin perder velocidad, hasta el punto que se cree que si no fuera porque hay obstaculos natuales de por medio esta podria llegar a dar la vuelta completa a nuestro satelite y regresar al punto de origen. Lo que si es seguro es que se extenderia a gran distancia golpeando todo lo que encuentre en su camino...como paso con la Surveyor 3.

Este antecedente muestra una situacion que debera ser tomada en cuenta ante la intencion de retornar a la Luna..si la colonizacion de nuestro satelite se produce y se instala un puesto permanente, el transito de vehiculos que llegaran o despegaran de ella podria ser un peligro para todas las estructuras ( habitaculos, instrumentos cientificos, panales solares, ect,ect..) que alli se encontraran, que se verian bombardeadas continuamente, poniendo asi en peligro su integridad.

Actualmente la NASA trabaja en posibles soluciones a este problemas...desde instalar los futuros "Espaciopuertos" en lugares alejados de la Base y con obstaculos naturales ( como pueden ser montañas y acantilados ) que sirvieran de escudo hasta levantar estructuras que sirvieran a este proposito. Lo que si parece claro es que esa imagen "de pelicula" con una nave espacial aterrizando a la vista de la base de destino no sera posible, pues la Luna pone sus propias condiciones que debemos aceptar e intentar sortear lo mejor posible. Y tener mucho cuidado con el polvo volador.