Ultimas imágenes de Curiosity

Pruebas con el taladro, del cual se espera que regresa a la actividad, después de un tiempo de inactividad debido a problemas técnicos. Sol 1848
Ocaso marciano.Sol 1863

miércoles, marzo 21, 2012

Entre el cielo y el firmamento


¿Como se ven las estrellas desde la ISS? ¿Tienen sus ocupantes la oportunidad de verlas en todo su esplendor, de una forma que los que vivimos 300 Kilómetros por debajo, en la superficie del planeta, apenas no podemos ni soñar? La respuesta es que si, pero con ciertas limitaciones.

Quizás una de las ideas más habituales, y también erróneas, que tenemos es que si pudiéramos viajar al espacio exterior estas resplandecerían ante nosotros en todo momento, como si de un espectacular y eterno cuadro estelar se tratara. Al fin y al cabo, si es durante las horas nocturnas cuando aparecen ante nosotros, por encima de la atmósfera, donde parece reinar una noche eterna, esto sería lo más lógico...

Pero si miramos fotografías tomadas en el trascurso de diversas misiones espaciales, desde los Apolo hasta los recientemente retirados transbordadores espaciales, o cualquiera de las espectaculares imágenes que casi a diario nos llegan desde la ISS, nos daremos cuenta de que todas presentan un cielo vacío, un oscuro tapiz sin más detalles que la propia Tierra. ¿Donde estás las estrellas? La respuesta es que el brillo del Sol (al que se añade el que llega reflejado desde nuestro propio planeta) impide verlas fácilmente, ocultándolas de forma parecida, aunque menos acusada, a como ocurre en la superficie. Y lo mismo ocurría, y con un efecto aún mayor, en las misiones Apolo a La Luna.

Y es que el cielo puede ser oscuro, pero eso no significa que sea de noche...esa es una relación de conceptos que hacemos que la superficie del planeta, pero que no se aplica en el espacio. Para los tripulantes de la ISS existen el día y la noche, el momento en que el Sol lo ilumina todo y el momento, cuando entran en el cono de sombra de La Tierra, donde reina la oscuridad...el cielo siempre tendrá el mismo color, negro como el carbón, pero a la hora de observar las estrellas la diferencia entre ambos instantes es más que notable.

Pero si durante las horas de luz los habitantes de la ISS apenas pueden observar nada, y las cámaras, cegadas por el resplandor, no pueden captar más que la completa oscuridad, en el momento en que entran en el lado nocturno del planeta, cuando el Sol queda oculto y deja, aunque solo sea durante unos minutos, de monopolizar nuestra visión del espacio, este se revela en todo su esplendor, como vemos en el video superior.

Compuesto por diversas secuencias, cada una de ellas una serie de fotografías tomadas durante diversos pasos de la ISS por el hemisferio nocturno, este nos muestra el espectacular firmamento que se abre delante los ojos de sus ocupantes cuando el Sol desaparece detrás el curvado horizonte terrestre...aunque evidentemente el brillo y el contraste están aumentados para resaltar el fondo estrellado, eso no resta valor a una película que, literalmente, hace que casi podamos sentir como debe ser viajar con un mundo azul a nuestros pies y el infinito océano estelar sobre nuestras cabezas.

Un Sol brillante y un cielo oscuro. La mayor parte de las fotografías espaciales se toman, por razones técnicas, bajo la luz solar, ya que eso permite a las cámaras captar mucho mejor los detalles, pero al precio de perder de vista las estrellas. Hoy día, pero, con el avance técnicos en este terreno, somos capaces de obtener fotografías como las que componen este vídeo.


No hay comentarios: