Ultimas imágenes de Curiosity

Examinando las ruedas coN la cámara MAHLI. Sol 1729
Fobos saliendo de un eclipse.Sol 1730

domingo, junio 25, 2017

La dura vida del explorador

Iniciando la exploración de Perseverance Valley, señales de erosión y problemas en una de sus ruedas, las últimas noticias llegadas de Opportunity.

Un lento y laborioso paseo alrededor de la zona donde nace este pequeño valle antes de iniciar el descenso por su cauce hasta llegar a la zona donde desemboca, y donde desembocaba, si es el agua el elemento que lo esculpió, la corriente que un día descendió desde estas laderas hasta el fondo del cráter, quizás hasta el lago que parece que una vez existió en su interior. Este es el plan que está siguiendo nuestro explorador favorito, en una serie de movimientos que han traído consigo diversas noticias, una científica y otra técnica.

La primera hace referencia a los indicios encontrados en una serie de rocas alineadas y delimitando una zanja levemente deprimida con respecto al terreno circundante, y que nace de una amplia muesca situada en la parte superior de Perseverance Valley. Una posibilidad es que estemos ante un canal de desguace de un posible lago situada en el borde exterior del cráter, que en un momento concreto se desbordó, rompiendo dicho borde y generando una inundación que talló el valle mientras se precipitaba hacia el interior. Otra posibilidad tenida en cuenta es que sea erosión eólica, en que las fracturas fueron generadas por el mismo impacto que formó Endeavour, y posteriormente cubiertas por rocas, viendo ahora el efecto erosivo de los vientos marcianos. Una tercera opción, en realidad una variante de la segunda, es que aguas subterráneas habrían emergido a la superficie favoreciendo la formación de dichas fracturas, y contribuyendo a su erosión.

Todas ellas tiene elementos a favor y en contra de su viabilidad. El futuro examen directo de estas rocas deberá ayudar a dar una respuesta. Mientras tanto, el equipo está analizando imágenes estéreo de Perseverance Valley, tomadas desde el borde, para trazar la ruta que deberá tomar Opportunity en el futuro. 

Unos días de intensa actividad, pero que también trajo consigo un pequeño susto en forma de problemas con la rueda delantera izquierda. El 4 de junio, durante una de estos paseos previos al descenso, se bloqueó temporalmente con la rueda girada hacia fuera más de 30 grados. Hay que recordar que cada una de ellas tiene su propio motor para ajustar la orientación, y todos ellos, como es lógico, acumulan muchos kilómetros a sus espaldas. En realidad Opportunity lleva desde 2005 con uno de ellas inoperativo, el de la la rueda delantera derecha, lo que hace que siempre se desplace "marcha atrás" para así poder maniobrar mejor el vehículo, dejando la rueda problemática atrás, siendo arrastrada por las demás. Sigue girando sobre si misma, pero no puede maniobrar, por lo que esa fue la mejor opción. 

Esta segunda rueda problemática también está situada en la parte delantera, siendo la pareja de la primera, por lo que no afecta gravemente a la capacidad de Opportunity de desplazarse, que seguirá maniobrando igual que antes. Si esta es una situación ya permanente o no se verá en el futuro. Los esfuerzos de recuperación dieron frutos, aparentemente se superó el bloqueo y la rueda pudo orientarse de forma más favorable, pero por precaución no hay intención de usar de nuevo el motor de dirección, al menos en un futuro inmediato. Que se pueda seguir avanzando más o menos como se hacia hasta ahora no hace aconsejable arriesgarse a que pudiera quedarse bloqueada de nuevo. 

Nadie olvida que estamos ante un vehículo que acumula 50 veces más tiempo en activo del que inicialmente estaba previsto. No hay que forzar las cosas. Es lo mínimo que podemos hacer por un superviviente nato como Opportunity, que lleva 14 años terrestres soportando el duro ambiente marciano. Tenemos que cuidarlo para que siga con nosotros muchos más.

Vista compuesta por imágenes tomadas por la Pancam utilizando los filtros de 753 nanómetros (infrarrojo cercano), 535 nanómetros (verde) y 432 nanómetros (violeta), con el objetivo de ayudar a diferenciar las clases de terreno presente  Vemos la zanja a través de la mitad superior de la imagen, alinea con una serie de rocas oscuras, que se cree podrían ser señales de un canal de desguace de agua, o de forma alternativa, por la acción erosiva del viento. Como referencia, la amplitud de esta zanja es de unos 9 metros.

Los últimos desplazamientos de Opportunity, paseando por el punto de nacimiento de Perseverance Valley, que vemos extenderse hacia la parte derecha de la escena. Una vez terminada esta fase, iniciará el descenso.

Mars Rover Opportunity on Walkabout Near Rim

No hay comentarios: